Gastroplastia Tubular

Gastroplastia Tubular es una técnica que se realiza por laparoscopia (sin abrir) y que consiste en quitar una parte del estómago para controlar el peso (la parte que se dilata y tiene capacidad de albergar el volumen de alimento). Formamos como su nombre indica, un tubo alargado con el estómago en vez de la forma de bota de vino habitual del estómago.

¿ Una gastroplastia tubular sabe cómo funciona ?

gastroplastia

La gastroplastia tubular funciona por dos vías diferentes en el control del peso.

Por un lado provoca sensación de saciedad por motivos mecánicos, es decir, una vez realizada la técnica el estómago es más pequeño y se llena antes de alimento, lo cual provoca sensación de plenitud antes reduciéndose de esta manera el volumen de alimento que se ingiere.

Por otro lado, la parte del estómago que se quita es la que produce una hormona llamada Grelina que es la responsable en parte de la sensación de hambre.

Una vez retirada esta parte del estómago, la Grelina disminuye en la sangre lo cual contribuye a la sensación de falta de apetito que produce esta técnica.

¿ Conoce las ventajas de una gastroplastia tubular ?

La gastroplastia tubular es una técnica en aumento progresivo en los últimos años en España ya que tiene unos resultados similares a otras técnicas clásicas pero con menos riesgos y efectos secundarios.

El índice de riesgos es bajo, es una técnica segura, eficaz y duradera a largo plazo con una recuperación más rápida que el by pass gástrico.

La principal ventaja es que es una técnica que no precisa grandes controles a largo plazo ya que no necesita ajustes ni necesita generalmente controles frecuentes de niveles de vitaminas y micronutrientes.

¿ Sabe si está indicado en su caso ?

gastroplastia tubular

El grado de obesidad se calcula dividiendo el peso por la altura multiplicada por sí misma. Obtenemos de esta manera el Índice de Masa Corporal: IMC=peso/altura2. Calcule su IMC aquí

La gastroplastia tubular está indicada para personas que tengan una obesidad grado II o por encima, es decir, con un índice de masa corporal al menos de 35.

También está indicada en pacientes con rangos de obesidad muy elevados como paso previo a otra técnica, el cruce duodenal, que consigue la mayor pérdida de peso de todas las técnicas.

¿ Es confortable el postoperatorio y el seguimiento ?

Al igual que el resto de las técnicas que realizamos en el Instituto de Obesidad y Estética Jesús Lago para tratar la obesidad, todas las realizamos por laparoscopia, lo cual hace que sea el postoperatorio confortable y la recuperación muy rápida.

La gastroplastia tubular, al igual que en otras técnicas necesita un seguimiento para conseguir el mejor resultado.

En el primer mes, instauraremos una dieta progresiva en consistencias que nos permita tener un confort para iniciar a partir del segundo mes una alimentación normal.

El seguimiento es fundamental para aprender nuevas conductas en la alimentación que, con la ayuda de la cirugía, nos permitan una pérdida de peso adecuada sin efectos secundarios y duradera a largo plazo.

Última actualización / 10 de octubre de 2017
ICOMEM
Clínica Fuensanta
Miembro SECE
Centro autorizado por la Comunidad de Madrid
Miembro SECO
Miembro SEEDO
AE Cirujanos
World Professional Association for Transgender Health

Consulta Madrid

  • Clínica Fuensanta
  • Calle Arturo Soria 17
  • C.P. 28027, Madrid
  • Pídenos Cita

Collado Villalba

  • Calle La Venta, 4, 1º A
  • C.P. 28400, Collado Villalba
  • Teléfono 918 51 33 17
  • Pídenos Cita